Las 30 mejores cosas que ver y hacer en Viena (Post Invitado)

30 cosas para hacer y ver en Viena

                         …                                  

Las 30 mejores cosas que ver y hacer en Viena (todas en detalle)

Post Colaborativo. Autora Jasse Akel, Blog La que Viaja

30 cosas para ver y hacer ne Viena Post invitado la que viaja

 

Hola viajero, si vas a Austria y específicamente a Viena, has llegado al lugar correcto porque en este post te voy a contar cuáles son las 30 mejores cosas que ver y hacer en Viena, una de las ciudades más clásicas, elegantes y monumentales de Europa.

Culturalmente hablando Viena es muy importante en Occidente, es denominada por muchos como la “capital de la música clásica” y no es para menos, por ella pasaron casi todos los grandes músicos de la historia: Mozart, Beethoven, Liszt, Strauss y pare de contar.

Esta interesante ciudad además cuenta con varios Patrimonios de la Humanidad por la UNESCO como su casco histórico y si hablamos de museos, palacios, parques y bibliotecas, también es el lugar ideal para ver cualquier cantidad de ellos.

Pero eso no es todo, además de todas las características que la dotan de una gran belleza Viena lleva años encabezando la lista de las ciudades con mejor calidad de vida en el mundo por ser segura, limpia y contar con un sistema de transporte fenomenal.

TRANVIA POR LA CIUDAD DE VIENA
TRANVIA POR LA CIUDAD DE VIENA- foto de Jasse Akel Blog La Que Viaja

¿Ya notaste que no estamos hablando de cualquier lugar? La capital austriaca no es una ciudad más del montón sino al contrario, ella resalta esplendorosamente entre muchas siendo una especie de palacio gigante por el que se puede caminar sin prisa.

Luego de esta pequeña intro un poco intensa en la que queda al descubierto mi admiración por Viena -me es inevitable no tirarle flores- vamos a lo que vinimos, veamos cuáles son esas 30 cosas que ver y hacer en Viena, todas aquellas que no te puedes perder en tu visita.

1. Visita la Catedral de San Estaban (Stephansdom)

En torno a la esbelta Catedral de San Esteban gira el casco histórico de Viena.

Ésta cuenta con la torre más alta de la ciudad debido a que está prohibido construir un edificio más alto que ella, puedes subir a la azotea, observar los más de 250.000 azulejos que la conforman y tener una vista panorámica de Viena.

La importancia de la iglesia de estilo gótico se debe a varias razones, entre ellas: fue el lugar donde se casó Mozart, también en donde se llevó a cabo su funeral y en ella descansan los retos de los Hasburgo, la familia imperial más importante del país.

CATEDRAL DE SAN ESTEBAN post invitado escapes por el mundo
CATEDRAL DE SAN ESTEBAN- Foto de: Jasse Akel Blog La Que Viaja

2. Camina por Stephansplatz

Stephansplatz es el corazón histórico de la ciudad que desde 1972 es Patrimonio de la Humanidad. Está conformado por múltiples edificios imperiales, pequeños salones de música importantes, cafeterías y tiendas, además de conservar vestigios medievales.

Cuando camines por allí trata de observa todo lo que puedas a tu alrededor, verás que cada edificio es digno de una foto.

3. Recorre la calle Kärntner Strasse

Esta es una de las calles comerciales más largas de Europa, cuenta con cualquier cantidad de tiendas de lujo por lo que es imposible no pararse a contemplar alguna vitrina y exclamar un “wow”.

El recorrido comienza en Stephansplatz (donde está la catedral) y termina en la intersección con la calle Ring. Durante la caminata también podrás ver: El hotel Sacher, el Casino Austria, tiendas de souvenirs y la Opera Estatal.

4. Entra a la Opera Estatal de Viena

La Opera de Viena es de las más importantes y famosas del mundo junto a la de París y Milán. Está construida al estilo neorrenacentista y su elegancia no te dejará indiferente.

En ella se han presentado grandes músicos y hay funciones de opera todo el año. Puedes pagar una visita guiada en español y asistir a alguna de sus obras por un módico precio de 5 euros.

Eso sí, no esperes sentarte en el palco central por ese precio, esta opción es sólo para estar parado en uno de los balcones diagonales de la misma pero que más da, ¡es la Opera de Viena!

En caso que quieras comprar una entrada a alguna función en específica te sugiero hacerlo con tiempo porque vuelan.

5. Anda al Palacio de Hofburg

El Palacio de Hofburg es más un complejo palaciego que un palacio en sí. Actualmente es el lugar más visitado de Viena por lo que su visita resulta imprescindible.

Fue durante siglos la residencia de los Habsburgo pero su fama se debe más que todo a que allí vivió la Emperatriz  Sissi, una de las mujeres más emblemáticas de Europa por su rebeldía ante la corte y su espíritu viajero.

El complejo alberga museos, apartamentos imperiales, la biblioteca de Austria y nada más y nada menos que el despacho del presidente de la nación.

Así que si por fuera te parece bello no te puedes ni imaginar lo increíble que es por dentro, las entradas varían entre los 13 y 24 euros.

PALACIO HOFBURG post invitado escapes por el mundo
PALACIO HOFBURG – Foto de Jasse Akel Blog La Que Viaja

6. Entra a la Biblioteca Nacional

En la lista de bibliotecas más bellas del mundo ¿cuál crees que encabeza los primeros lugares? Sin duda la Biblioteca Nacional Austriaca.

Además de su belleza barroca que data del XVIII su importancia radica en que resguarda una colección de más de 8 millones de libros, algunos de ellos super antiguos y de mucho valor histórico, recorrer sus pasillos te hará sentir más en un museo de arte que en una biblioteca.

Hablando de museos aquí también se encuentra el museo del Globo Terráqueo, un lugar maravillosos para los que amamos viajar.

7. Camina por Ringstrasse

El nombre de esta calle deriva de la palabra “anillo” en alemán. Se llama así porque ella es más una especie de boulevard que una calle, Ringstarsse rodea todo en centro histórico de la ciudad.

En ella se encuentra varios edificios significativos como el Ayuntamiento, la Universidad Nacional, el Burgtheater, la Opera Estatal, la iglesia Votiva y el Barrio de los Museos.

Es un recorrido imprescindible que hay que hacer en Viena.

8. Sube al Ring Tram

Una buena forma de recorrer Ringstrasse es a través del tranvía más famoso de la ciudad, el Ring Tram.

No te dejes engañar y creer que por el buen estado en el que lo conservan se trata de un tranvía nuevo, no no, el mismo se remonta al siglo XIX sólo que lo ha mantenido a lo largo del tiempo su diseño original.

El precio es de 9 euros pero incluye una audio guía y es una forma diferente de recorrer el centro de Viena.

9. Conoce el Parlamento de Austria (Rathaus)

Con un estilo neogótico el Rathaus es uno de los edificios más altos e importantes de la ciudad, en él reside el alcalde y además es escenario de múltiples actos políticos y culturales cada año.

A partir de noviembre es común ve mercadillos navideños frente a él y el parque del mismo es transformado en una enorme pista de hielo.

Pero la buena noticia es que su visita con audio guía en español es gratuita, algo poco común de los sitios turísticos en Viena.

10. Visita el Museo de Historia del Arte

Creo que visitar este museo es un “must” para hacer en Viena ya sea que seas amante del arte o no.

Solo al entrar a su sala central y ver la decoración que tiene ya se explica porqué es el museo más visitado de la ciudad. En él se exponen las obras coleccionadas por los Habsburgo durante siglos y tiene áreas dedicadas al arte y cultura en Egipto, Grecia y Roma.

Su visita también es ideal para observar cómo ha evolucionado el dinero a lo largo de la historia gracias a que contiene una significativa colección numismática.

11. Ve al Palacio de Schönbrunn

Ir a Schönbrunn es hacerse una idea del poder que tenía la familia imperial de Austria. El palacio era usado como la “casita” de verano de la familia quienes además mandaron a diseñar preciosos jardines que se conservan hasta hoy en día.

La decoración de su interior es al estilo rococó y muchos lo comparan con el Palacio de Versalles en París.

Mi recomendación es que vayas con tiempo para que puedas recorrer los alrededores y subir a una pequeña colina que se ubica al fondo del mismo.

12. Recorre los jardines del Palacio Belvedere

Belvedere también fue construido como una “casita” de verano por el Príncipe Eugenio de Saboya. El palacio se divide en el Alto Belvedere y el Bajo Belvedere pero su atractivo en sí se debe más a su exterior que a su interior.

Las fuentes y jardines que lo conforman son realmente hermosos, éstos están distribuidos en tres niveles.

Spoiler: es ideal para hacer fotos para el Instagram 🙂

13. Sube a la galería del Belvedere

Esta galería queda en el Alto Belvedere y en mi opinión es algo que ver en Viena. En ella se encuentran obras del barroco, neoclasicismo y romanticismo pero la cereza del helado son las obras de Klimt, uno de los pintores más importantes de finales del siglo XIX.

Si eres amante del arte seguramente has visto la obra “El Beso” en algún libro o película, bueno esta belleza de cuadro de Klimt se encuentra allí, en la Galería del Belvedere.

14. Haz un picnic en Stadtpark

Esta ciudad tiene muchos parques pero el Stadtpark es el más importante de todos y uno de los lugares que tienes que visitar en Viena.

Se ubica a pocos metros del casco histórico en pleno centro de la ciudad y está conformado de múltiples jardines y estatuas dedicadas a grandes músicos vieneses.

Hacer un picnic en verano en este parque se ha convertido en una tradición tanto para locales como para viajeros por lo que te animo a que no dejes de hacer uno si viajas con buen clima.

15. Tómate una foto con el Strauss de Oro

El Strauss de Oro es la estatua más importante del Stadtpark, todo músico que se respete va directamente a tomarse una foto con ella.

Sin embargo es algo que no sólo hacen los músicos, verás que al llegar habrán muchas personas al rededor de la misma admirando lo bonita que es y luchando para lograr una foto a solas.

16. Toma un café en el Gran Café

Tomar un café acá es un clásico porque se trata del café más antiguo de Viena y era a donde iba Sigmund Freud a hacer vida social.

Ir allí y sentarse es una buena forma de involucrarse con la cultura local, queda en Herrengasse 14, muy cerca de la Catedral de San Esteban.

17. Prueba la torta Sacher en el Hotel Sacher

Sacher es la torta más famosa del país, hecha de chocolate y mermelada de albaricoque y en el cafetín de este hotel es donde según se encuentran las más ricas.

Te recomiendo que no dejes de probarla, es un clásico de la pastelería vienesa y en serio está muy buena y más si la acompañas con un cafecito.

Importante: el café es bastante costoso pero vale la pena.

18. Come un apfel strudel en Aida

Otra torta muy famosa en Viena es el pastel de manzana (en alemán apfel strudel) y lo puedes comer en muchas partes pero según los locales Aida (una de las cafeterías más antiguas de la ciudad) es el mejor lugar para probarlo.

19. Almuerza un Schnitzel 

Cada vez que escucho la palabra Schnitzel me da hambre, no te vayas de Viena sin comer un plato de estos.

El Schnitzel es un bistec empanado y constituye una de las comidas más tradicionales de Austria.

En cuanto a dónde comerlo yo te diría que en alguno de los restaurantes de Centimeter, una franquicia muy buena y económica distribuida en varios punto de la ciudad.

20.Visita el Museo Albertina

Este museo es uno de los más conocidos de Europa por la cantidad de grabados resguarda y particularmente me gustó mucho.

Si te gusta el arte le debes una visita a Albertina, allí verás obras de Cezanne, Monet, Renoir, Picasso, entre otros; además de que su interior es bastante elegante.

21. Conoce la casa de Sigmund Freud

¿Sabías que el padre del psicoanálisis era austriaco, verdad? Y no sólo eso sino que Freud vivió más de 30 años en la casa que actualmente funciona como Museo Sigmund Freud en Viena, una parada obligatoria para los amantes de la psicología.

22. Anda a la casa de Mozart

Otra de las casas super famosa es la de Mozart ubicada en Domgasse nº 5. Fue aquí donde el genio compuso varias de sus obras celebres como “Las bodas de Fígaro”.

23. Pasea por el Danubio

Caminar alrededor del Danubio que es el segundo río más largo de Europa también es algo que no puedes dejar de hacer en Viena y si tomas algún botecito aún mejor, ver la ciudad desde esta perspectiva es muy encantador.

24. Diviértete en el Prater

El Prater es el parque de diversiones más antiguo del mundo, creado en 1985 y en eso radica su importancia.

Su instalaciones antiguas están muy bien conservadas y subir a su enorme Noria es un clásico que no puede faltar en tu itinerario.

25. Tómate una foto en Hundertwasserhaus

La casa Hundertwasserhaus es uno de los mejores atractivos que visitar en Viena. Cuenta con un diseño bastante particular realizado por el artista Friedensreich Hundertwasser.

Está conformada por múltiples ventanas, formas onduladas y colores lo que la hace ideal para tomarse fotos frente a ella.

HUNDERTWASSERHAUS post invitado escapes por el mundo
HUNDERTWASSERHAUS- Foto de: Jasse Akel Blog La Que Viaja

26. Observa la hora en punto del Reloj Anker

Es un reloj ubicado en el medio de un puente que data de 1911 y su decoración es bastante bonita.

A lo largo del día recorren el puente doce figuras que representan la historia de Viena pero su mayor atractivo es a las 12:00 del mediodía cuando todas las figuras desfilan al son de la música, algo parecido al reloj de Praga pero en menor tamaño.

27. Descansa frente a la Iglesia San Carlos Borromeo

Karlskirche es el nombre de esta iglesia en alemán y en definitiva su visita es una de las mejores cosas que puedes hacer en Viena.

Las dos torres que tiene a cada lado están inspiradas en la columna de Trajano de Roma pero lo más bonito es ver cómo ésta se ve reflejada en la fuente de agua que tiene enfrente.

Ir hasta este punto de la ciudad luego de un día de caminata y sentarse a descansar frente a esta linda iglesia es algo que te recomiendo hacer.

IGLESIA SAN CARLOS DE BORROMEO
IGLESIA SAN CARLOS DE BORROMEO Foto de Jasse Akel Blog La Que Viaja

28. Contempla una vista panorámica desde la colina Kahlenberg

¿Que si Viena también cuenta con un buen mirador? Claro que sí, uno desde donde se puede ver casi toda la ciudad y se ubica en la colina de Kahlenberg, para llegar sólo debes tomar el autobús 38A porque llegar caminando no está fácil.

29. Haz una excursión a Bratislava

Otra de las cosas divertidas e interesantes para hacer en Viena es que en caso de que te sobre un día puedes hacer una excursión rápida a Bratislava, la capital de Eslovaquia.

Yo te recomiendo que la hagas por tu cuenta, son múltiples los buses que salen casi que a cada hora a Bratislava pero también hay muchos tours de ida y vuelta.

30. Manten los ojos muy abiertos

Finalmente no me queda más que decirte que una de las mejores cosas que puedes hacer en Viena es mantener los sentidos alertas y los ojos bien abiertos, la sobredosis de belleza e historia que vas a apreciar en esta ciudad lo amerita.

¿Y tú? ¿Ya estas animado y preparado para ir a Viena?

Espero que estas 30 cosas para ver en Viena que te he contado hoy te sean de gran ayuda para tu viaje, no dudes hacerlas todas si cuentas con el tiempo suficiente pues cada una vale 100% la pena y si quieres más info podrías leer esta guía de viaje a Viena.

Si te gustaría añadir otra cosa para hacer en Viena o tienes alguna consulta te espero en los comentarios 🙂

¡Feliz viaje viajero!

 

Gracias Jasse por compartir tu historia, tips y consejos para conocer Viena. ❤️

Sobre Jasse, la autora de este Post

yo Jasse autora la que viajaJasse es una Venezolana que ha tenido la oportunidad de vivir en 5 países y conocer 25 🤩 ,  anda por los momentos en Chile tratando de cumplir uno de sus sueños conocer Sur América, es Licenciada en Artes y Gestión Cultural, pero sobre todo es Viajera y Bloguera. Así que les aseguro van amar sus relatos de viajes, pasa por su blog y seguro coincidirás conmigo.

Conocí a Jasse gracias a las redes sociales, ella con sus relatos me ha mostrado unos lugares increíbles que definitivamente quiero conocer pronto y serán sus guías, mi guías.

Si quieres ponerte en contacto con Jasse y conocerla un poco más, siguela en sus redes y en su blog. 😉

Comparte y comenta este post

Puedes dejarle un comentario a Jasse por acá y recuerda, compartir es maravilloso, así que enviale este post a todos esos viajeros que conoces 😉😊

Y si eres bloguero de viajes y quieres compartir tu historia viajera con los lectores de Escapes por el Mundo, pasa por esta página y enterate de como hacerlo: Escribir como invitado  en Escapes por el Mundo .

Lee las Política de Privacidad y los Términos y Condiciones de Escapes por el Mundo

 

 



Deja un comentario